Escuchar música combate el estrés y potencia la productividad

Share

La música hace mucho más que exaltar nuestros sentidos o relajar la ansiedad, nos pone de buen humor, ayuda a mitigar el dolor, mejora la calidad de vida, estimula el aprendizaje, la comunicación y la expresión corporal en niños. ¿Os habéis dado cuenta que cada vez que suena alguna canción, los niños bailan rápidamente?

La actividad terapéutica de la música no es nueva, aunque hoy en día se encuentra en plena expansión gracias a los numerosos informes y estudios. Todos estos beneficios se generan por la profunda estimulación a nivel cerebral que provoca cada una de las ondas musicales, independientemente de los gustos de cada persona:

Musicoterapia Mayo 2017Mejora tu entrenamiento

Clases de gimnasio, listas especiales para hacer running, cascos cada vez más ligeros y sencillos… todo enfocado a la música, a que nos acompañe, a que forme parte de nuestra rutina. La música aumenta la motivación hasta límites insospechados.

-es capaz de mejorar el rendimiento en un 15 %

-permite apartar la mente de los pensamientos negativos

-disminuye la fatiga

“Ayuda a mantener un ritmo continuo, ya que el ejercicio se amolda al compás que mantiene cada tema. La música y sus elementos ayudan a que focalices tu energía en la actividad física y a que la mantengas durante más tiempo”, afirma Mamen Vercet, musicoterapeuta en Tamborets de Carabassa.

Combate el estrés

Si nos dejamos llevar por nuestras canciones favoritas, la cortisona (la hormona relacionada con la ansiedad) se reduce y la mente libera las tensiones acumuladas. “Si estamos muy estresados, mejor optar por música más movida, ya que conectará más con el estado de ánimo”, afirma Vercet.

Todos recordamos ese concierto de furor con los amigos, las últimas fiestas del pueblo donde la orquesta cantó todos los grandes éxitos que conocemos, o esa noche rara de fiesta que acabó en un karaoke… y todos recordamos esos momentos como algo positivo, con una sonrisa, como un buen recuerdo.

Las buenas sensaciones se experimentan si cantamos en voz alta: la respiración se vuelve más profunda y lenta y hay una mayor actividad muscular, por lo que aumentará la relajación. ¿Recordáis que hace poco leíamos sobre gritar en el gimnasio?

Estimula la concentración

La música de tempo lento promueve un estado de calma, de meditación. Suelen activar áreas del cerebro que son claves para potenciar los aprendizajes cognitivos, afectivos y motores, ayudando a mantener la productividad a lo largo de toda la jornada laboral. Mucha gente estudia con música clásica, otros con bandas sonoras de cine…

La musicoterapia

La musicoterapia se desarrolla en el ámbito público y en el privado, en ejercicios grupales o individuales, en prevención, promoción, recuperación y rehabilitación de la salud. Las metodologías de trabajo varían según la población o las escuelas. Tanto el dolor agudo como el dolor crónico pueden apaciguarse aplicando terapias específicas de musicoterapia, que sirven como complemento al tratamiento sanitario recibido. La mente es una de las herramientas más poderosas que tenemos, no debemos desaprovecharla.

Favorece el sueño

Para luchar contra el insomnio recomiendan escuchar música antes de dormir.Música relajante después de cenar para que cuerpo y mente se vayan preparando para descansar. Seguir en la cama con los ojos cerrado y esa música puede ayudar a conciliar el sueño antes. En muchas ocasiones, tener la radio a un volumen casi mínimo ayuda a dormir, el ronroneo nos va meciendo.

Publicado en: as.com

Otilca Radio

Cuando tu hijo canta su cerebro se activa de manera especial

Share

Cada vez que tu hijo canta su cuerpo libera endorfinas y se activan diferentes áreas de su cerebro, las cuales le ayudan aprender algo nuevo o a reforzar conocimientos ya aprendidos.

foto-de-niño-cantando-500x313

Cuando tu hijo canta suceden cosas maravillosas, porque este ejercicio le ayuda a desarrollar el habla de manera más fluida y adecuada y también a mejorar su conducta social, pues cuando está cantando se relaja y se reduce la probabilidad de que se comporte de manera agresiva.

Poder cantar hace que los niños (y también los adultos) se sientan más felices, más libres y más tranquilos. Además ayuda especialmente a los niños a mejorar sus habilidades para memorizar y concentrarse, pues requiere de estas destrezas para poder cantar a gusto.

El hecho de que un niño se vuelva más sensible también puede atribuírsele a la actividad del canto, una actividad que le ofrece la oportunidad de expresarse artísticamente mientras mejora su autoestima.

Parece mentira que algo tan sencillo como cantar traiga tantos beneficios para el desarrollo de un niño, pero es así y la ciencia lo corrobora. Un grupo de científicos de la University of Münster,  ubicada en Alemania, elaboró pruebas en 500 jardines de infancia, y concluyó que 88% de los niños que cantaban frecuentemente, estaban mejor preparados para la escolarización, en comparación con sólo el 44% de los niños que cantaban con menos frecuencia.

Los científicos alemanes calificaron el hábito de cantar como “un potente nutriente para los cerebros de los niños”. Aporta ventajas para su desarrollo integral, especialmente en el desarrollo del habla, conducta social y control de la agresión.

Además, los ayuda a experimentar de una manera más vívida la experiencia del sonido, lo cual también mejora sus capacidades vocales y auditivas.

Cuando tu hijo canta se prepara para el futuro

Cada vez que tu hijo canta mientras juega, logra concentrarse con más intensidad en la actividad que está haciendo y esto le permite transformar cualquier momento de ansiedad, estrés o tensión en un rato más sereno y relajado.

Justo por eso los científicos abogan por que los niños tengan cada vez más oportunidades de jugar cantando, sobre todo en los primeros años de vida cuando esta actividad estimula de manera significativa su desarrollo en el área física, mental y social.

Y es que cantar ayuda a tu hijo a familiarizarse con las matemáticas y la lógica de igual manera que sucede cuando un niño estudia música a través de la lectura de pentagramas. Si no lo crees trata de rememorar la época en la que cientos de niños aprendieron las tablas de multiplicar cantando canciones infantiles, las cuales también sirven para inculcar valores y normas; no en vano las películas infantiles piensan muy bien en la banda sonora que acompañará los dibujos animados.

Una mamá que canta se siente más relajada

Normalmente los adultos solemos cantar en la ducha, temprano en la mañana cuando nos sentimos contentos; ese digamos que es el momento en el que nos permitimos cantar libremente, aunque muchas mujeres lo hacen cuando están limpiando la casa, cocinando o lavando los trastos.

Por estos tiempos ver a alguien cantando por el simple placer de hacerlo nos parece una excentricidad, pero la verdad es que los seres humanos hemos cantando y hecho música desde tiempos remotos, es un hábito que nos acompaña como especie y que sublima nuestras almas.

Pero además de ser una actividad recreativa tal como la ciencia lo ha comprobado el ejercicio de cantar no solo beneficia al cerebro de tu hijo, también repercute de manera positiva en el tuyo.

Verás, los adultos que cantan gozan de una mejor capacidad pulmonar y de mayor oxigenación en la sangre. Esta placentera actividad también mejora la memoria y favorece los nervios parasimpáticos. Y al igual que sucede en el cerebro de tu hijo, cada vez que tú cantas estás reduciendo los niveles de estrés al lograr relajarte.

El canto genera armonía a nivel psíquico y también refuerza el sistema inmune y lo ayuda a enfrentar de mejor manera problemas de sueño  y enfermedades circulatorias.

Quizás le pueda parecer inverosímil pero hay casos documentados que demuestran que el estado de salud de los pacientes con Alzheimer que cantan o escuchan una tonada en particular mejora.

El efecto de la música también ayuda a personas que han sufrido accidentes cerebrovasculares, quienes han logrado volver a hablar tras tararear constantemente melodías.

La ciencia ha demostrado que cada vez que un niño o un adulto canta sucede algo positivo en sus cuerpos y mentes; por eso alienta a tu hijo a hacerlo y trata de acompañarlo en ese sano y divertido ejercicio.

Publicado en: eresmama.com

Otilca Radio

¿QUÉ ES LA MUSICOTERAPIA Y PARA QUÉ SIRVE?

Share

Si te llama la atención puedes acudir a sesiones de musicoterapia con el fin de reducir el estrés, disminuir la ansiedad o mejorar tu autoestima; son muchas las ventajas de este tratamiento.

chica-sonriente-escuchando-musica

Imagen: iStock

Beneficios de la terapia de mandalas.

No hace falta saber de música para notar cómo influye cualquier pieza en nuestro organismo, basta con sentir qué tipo de emociones despierta en nosotras para cerciorarnos del poder que tiene. Y es de esa facultad que se desprende el interés por los efectos curativos.

La acción de la música es una eficaz terapia que actúa sobre el sistema nervioso, aumenta o disminuye las secreciones glandulares, activa o disminuye la circulación de la sangre, regulando la tensión arterial. Es por eso que se afirma que la música puede curar daños como desequilibrios nerviosos y diferentes patologías.

De ahí, el surgimiento de la Musicoterapia como la aplicación científica del sonido, la música y el movimiento a través del entrenamiento de la escucha y la ejecución instrumental sonora. Para que entiendas mejor de lo que estamos hablando, acá te dejamos todo lo que debes saber sobre este tratamiento alternativo:

Características de la musicoterapia

El proceso de la terapia es abierto, experimental, interactivo y evolutivo; y sus contenidos son dinámicos y se van creando a lo largo del proceso. La premisa es simple: la música es un medio para producir cambios y se usa como tal. Por eso, lo importante a la hora de escuchar y crear música no importa su calidad sino su valor terapéutico. Este es el motivo por el que el personal es especializado en la materia y no son maestros de música.

¿Cuáles son sus beneficios?

Por tratarse de un estímulo, enriquece el proceso sensorial y cognitivo, involucrando al mismo tiempo el desarrollo del pensamiento, el lenguaje, el aprendizaje y la memoria. También fomenta la creatividad, la disposición al cambio y la capacidad de resolver problema. Estimula los procesos motores, mejora la coordinación. Y facilita y promueve la comunicación y el desenvolvimiento dentro de las relaciones interpersonales.

¿Quiénes deben optar por ella?

La musicoterapia se le recomienda especialmente a niños con dificultades en el aprendizaje y la socialización, problemas de conducta y trastornos en el desarrollo, tanto físico como motor. Sin embargo, también resulta de gran ayuda para adultos con enfermedades crónicas, degenerativas y terminales con el fin de sobrellevar sus dolencias y sufrimientos.

Publicado el Agosto 26, 2016 en   

Para saber más de musicoterapia, haga click aquí

inscribete_aqui

Música: útil para tratamiento de epilepsia

Share
El potencial terapéutico de la música no es nuevo. Ahora, un nuevo estudio sugiere que además podría ser útil para el tratamiento de enfermedades del sistema nervioso como laepilepsia. El estudio ha sido publicado en la revista de la American Psychological Association.
Música: útil para tratamiento de epilepsia

Música: útil para tratamiento de epilepsia

Según los expertos, el cerebro de las personas que sufren epilepsia reacciona de forma distinta ante la música en comparación con aquellas personas sin este trastorno. Para llegar a esta conclusión, los investigadores quisieron examinar el efecto de la música en los ataques o convulsiones, ya que la corteza auditiva y estas convulsiones causadas por la epilepsia se originan en la misma zona del cerebro: el lóbulo temporal.

Así, compararon las capacidades de procesamiento musical de los cerebros de 21 participantes con y sin epilepsia mediante un electroencefalograma, registrando los patrones de ondas cerebrales mientras estos escuchaban periodos de silencio y periodos de piezas musicales como la sonata en Re mayor de Mozart o “My Favorite Things” de John Coltrane.


Los resultados revelaron niveles significativamente más altos de actividad de las ondas cerebrales en los voluntarios cuando escuchaban música a cuando estaban en silencio pero, además, la actividad de las ondas cerebrales en las personas con epilepsia tendía a sincronizarse con la música.

“Nos sorprendieron los resultados. Nuestra hipótesis era que la música sería procesada en el cerebro de manera diferente que el silencio, pero no sabíamos si esto sería diferente para las personas con epilepsia. Creemos que la música podría ser utilizada para ayudar a las personas con epilepsia”, explica Christine Charyton, del Centro Médico Wexner de la Universidad Estatal de Ohio (EE.UU.) y líder del estudio.

Publicado en: www.grandesmedios.com

Inscripción de Voluntarios en el programa benéfico “Otilca Salud”

Share

“Otilca Salud” programa social de La Escuela de Música Luisa Cáceres de Arismendi anuncia INSCRIPCIONES ABIERTAS para VOLUNTARIOS.

Con el eslogan “La música te puede ayudar” el equipo asesor de Otilca Salud, impulsan inscripciones para voluntarios que deseen dar su aporte y recibir capacitación en musicoterapia totalmente gratis.

logo otilca Salud FULL (1)

Esta innovadora iniciativa, finalista del concurso nacional “Ideas 2013” busca consolidarse como el programa benéfico de atención a través de musicoterapia más importante del oriente del país.

voluntariado 2

Las actividades consisten en participar en las jornadas de Otilca Salud para brindar apoyo logístico, profesional, entre otros y lograr que las actividades desarrolladas logren el mayor alcance hacia las comunidades más necesitadas.

Te invitamos a formar parte del equipo de voluntarios de nuestro Programa de Atención Benéfica “Otilca Salud” para más información escríbenos a los correos contacto@otilca.org / salud@otilca.org o visítanos en nuestra sede de lunes a viernes de 2:30pm a 6:00pm.

  Tlf: 0295 611 25 61

Coodenadas

ubicación

Programación las 24 horas del día

Otilca Radio banner

Otilca Salud | Inscríbete como voluntario

Share
Bajo el eslogan La música te puede ayudar”, la Escuela de Música Luisa Cáceres de Arismendi, Asociación Civil sin fines de lucro, se planteó una iniciativa denominada Otilca Salud, cuyo propósito es atenuar el padecimiento o dolencia para dar energía, vitalidad, resistencia y ánimo a las personas que padecen una enfermedad. Este programa gratuito ofrece a las personas que enfrentan un delicado estado de salud, la posibilidad de disfrutar las bondades de la música para levantar el ánimo y seguir la batalla por la vida.

logo otilca Salud FULL (1)

Es conocido el proceso de degradación que se opera en el sistema inmunológico de un ser humano cuando padece una enfermedad. Es así como muchas investigaciones han sido dirigidas hacia la búsqueda del alivio y la sanación a través de medios alternativos. Es el caso de uno de los pioneros de la musicoterapia, el inglés David Aldridge, quien determinó que  las células T, encargadas de defendernos de infecciones, aumentan cuando la persona está haciendo o escuchando música. Los estudios arrojaron como resultados que  la audición de música, la ejecución y el canto  mejora la orientación, la relajación y la expresión de sentimientos, estimula los recuerdos, disminuye la tensión y la ansiedad, así como también puede llegar a incrementar en los pacientes, su capacidad vital y mejorar la conducta social. Además, la música es capaz de modificar procesos inhibitorios como el desinterés, desatención, aburrimiento, y temor, los cuales bloquean el aprendizaje.

voluntariado

La música es universal y es innegable su gran influencia en la vida del ser humano. Es una manifestación ancestral presente en todas las sociedades. Es considerada como medio fundamental para la integración en una comunidad. La apreciación musical no requiere de un entrenamiento específico. Las sensaciones y emociones que emergen cuando escuchamos o ejecutamos una pieza animada y llena de energía o el estado melancólico o nostálgico que nos provoca hasta llorar si oímos una canción triste, denotan su efecto en la psique humana. Aunado a los elementos coincidentes en el comportamiento, las reglas musicales son comunes y han surgido de forma independiente y paralela en culturas aisladas. Esto implica que su organización tiene su base en el cerebro y no en la cultura. Escuchar o hacer música tiene múltiples efectos en la estructura y función del cerebro. Se ha demostrado que la práctica musical agranda el cerebro y produce cambios fisiológicos en el flujo sanguíneo cerebral y las funciones cardiovasculares y musculares.

Estas consideraciones, así como el hecho que la constancia en una actividad productiva aumenta las habilidades y potencialidades, justifican ampliamente un proyecto que se concibe como un  intento de crear un ambiente que permita fluir la energía necesaria para que el cerebro se relaje o anule su acción sobre la enfermedad a través de melodías con las que se puede conseguir efectos sorprendentes.

Otilca Salud es un programa gratuito de atención social que ofrece un punto de encuentro para personas que enfrentan un delicado estado de salud, y es  llevado a cabo con el fin de disfrutar de las bondades de la música para levantar el ánimo y seguir la batalla por la vida.

Samuel González Castrillo, director de la referida institución, explicó que además pueden participar en este proyecto personas que atraviesen por difíciles estados de salud. Para llevar a cabo este proyecto de apoyo social, dijo González, cuentan con un equipo multidisciplinario integrado por médicos y especialistas coordinados por la doctora Ana Marcano, además de músicos y docentes calificados para brindar una mejor atención.

¿Quieres ayudarnos a sembrar música?

Te invitamos a formar parte del equipo de voluntarios de nuestro Programa de Atención Benéfica “Otilca Salud” para más información escríbenos a los correos contacto@otilca / salud@otilca.org o visítanos en nuestra sede de lunes a viernes de 2:30pm a 6:00pm.

  Tlf: 0295 611 25 61

Científicos recomiendan asistir a espectáculos de danza y música para mejorar nuestra salud física y emocional

Share

Investigadores de la Universidad de Granada, en colaboración con la compañía de circo contemporáneo Zen del Sur, han recomendado asistir a espectáculos de danza y música para mejorar nuestra salud física y emocional.

MADRID, 10 (EUROPA PRESS)

Investigadores de la Universidad de Granada, en colaboración con la compañía de circo contemporáneo Zen del Sur, han recomendado asistir a espectáculos de danza y música para mejorar nuestra salud física y emocional.

Este consejo lo han realizado tras analizar por primera vez desde un punto de vista científico cuál es el impacto emocional y fisiológico que ejercen sobre los espectadores las artes escénicas, concretamente una representación de música y danza.

Para ello, los autores han diseñado un programa de intervención consistente en la observación de un espectáculo de danza-circo con música en directo, así como la realización de una serie de ejercicios relacionados con la identificación de recursos expresivos de movimiento y musicales.

En concreto, en un estudio piloto pionero, los investigadores han demostrado que asistir con frecuencia a espectáculos artísticos de este tipo puede mejorar notablemente la calidad de vida y la salud de los pacientes, ya que las artes escénicas pueden ayudar a prevenir enfermedades cardiovasculares y emocionales.

Su trabajo ha revelado que incluir las artes escénicas como un hábito de vida puede ser muy beneficioso para la salud, no sólo como forma de ocio y de entretenimiento, sino también como una herramienta que contribuye al bienestar y la gestión emocional, y al desarrollo de las habilidades comunicativas a través del uso del lenguaje corporal y sus recursos expresivos, a diferencia de otras actividades como el ocio digital o las redes sociales.

Para llevar a cabo este trabajo, los científicos realizaron un experimento con alumnos de Ciencias de la Actividad Física y el Deporte de la UGR, que asistieron como espectadores a varias representaciones de música y danza a cargo de la compañía Zen del Sur, pionera en España por aunar arte y ciencia.

INCREMENTAN LA FRECUENCIA CARDIACA 

A los participantes se les registró mediante pulsómetros la frecuencia cardiaca (Fc) durante el espectáculo, y se les aplicaron una serie de cuestionarios para medir su estado de ánimo en el transcurso del mismo. Los resultados han mostrado que los sujetos reaccionaron fisiológica y emocionalmente a las diferentes escenas del espectáculo, incrementándose su Fc en los momentos de mayor tensión de los bailarines-acróbatas y reduciéndose en aquellos momentos donde la música y los movimientos de los artistas se ejecutaban a una intensidad suave y tiempo lento,

“Nuestro trabajo ha confirmado que existe una correlación directa entre el impacto emocional y el fisiológico, es decir, entre lo que los espectadores afirmaban haber sentido de forma subjetiva al presenciar el espectáculo (independientemente de que éste les gustara o no) y lo que la medida objetiva de su frecuencia cardiaca nos indica”, han explicado los investigadores.

Y es que, los resultados muestran diferencias significativas sobre la autoestima (,046) y sobre el factor tensión (,058) y fatiga (,000) del perfil de estados de ánimo (POMS) de los participantes, es decir, una reducción en estas dos variables emocionales que se corresponde con un descenso de la Fc en fragmentos temporales concretos de la obra y responde a la intención narrativa de los artistas, ya que la obra intentaba describir un sendero hacia un estado emocional de equilibrio y tranquilidad a través del diálogo entre música, movimiento y el control corporal.

danza música
“Es posible modificar el estado de ánimo del espectador mediante la danza y la música, y de que el contacto con este tipo de actividades artísticas puede incidir positivamente sobre la salud. Este es un recurso que la Ciencia debe aprovechar para elaborar programas de intervención que ayuden a mejorar la calidad de vida de las personas”, han apuntado los expertos.

Con información de: http://noticias.lainformacion.com/

Música para luchar contra el sida

Share

ENTREVISTA | Feliciano dos Santos, cantante y ecologista

Ver Video

Ver Video

  • El sida afecta a 3,2 millones de mozambiqueños, el 16,1% de la población
  • Es el país con mayor número de huérfanos por la pandemia, 600.000
  • Su ONG ayuda a los enfermos y a sus familias a mejorar su calidad de vida
  • En sus canciones aboga por el uso del condón y los buenos hábitos higiénicos

Hábitos como usar una cuchilla por persona para la circuncisión o hervir el agua pueden salvar muchas vidas. Especialmente en lugares como Mozambique, asolados por el sida y otras enfermedades infecciosas. Feliciano dos Santos se dio cuenta y pensó que las canciones podían seruna buena vía para impartir lecciones de urbanidad.

Discapacitado por la polio, sentía la necesidad de demostrar que tenía talento. De que podía hacer algo importante por los demás. Así fue como nació Masukkos, la banda compuesta por este intérprete autodidacta y otros siete músicos de Niassa. Corría 1994 y hacía sólo dos años que había acabado la guerra civil, que dejó al país sumido en la pobreza.

Desde entonces, el grupo sensibiliza a la población sobre temas de vital importancia para su supervivencia. Sus temas hablan de la necesidad acceder a aguas seguras para la salud, de respetar el medio ambiente o de participar en sus propios procesos de desarrollo. Invitan a los mozambiqueños a adoptar medidas preventivas como lavarse las manos después de ir al baño o no practicar sexo sin condón.

“La música permite difundir todo tipo de mensajes. Lo importante es saber cómo hacerlo”, explica Dos Santos. “Evitar palabras obscenas, expresiones ridículas y no interferir en los tabúes” son su particular fórmula para llegar a la gente. Para hacerles comprender que lo que transmiten sus letras es algo importante que les afecta. “La música es un buen antirretroviral”, señala.

‘La música permite difundir todo tipo de mensajes. Lo importante es saber cómo hacerlo’

Con sólo dos discos en el mercado, Feliciano dos Santos se ha convertido en uno de los músicos africanos más populares. Masukkosha compartido cartel con artistas de la talla de Peter Gabriel o Bob Geldof, ha participado en grandes festivales como el de Glastonbury o en conciertos como el celebrado en Londres contra la pobreza en 2005.

Más allá de los escenarios

Pero el compromiso de este activista no acaba en el escenario. Los beneficios de sus discos contribuyen a financiar su otro gran proyecto, la ONG ESTAMOS . Fundada en 1996, su labor se centra en los enfermos de sida. Según el PNUD, la pandemia afecta a 3,2 millones de mozambiqueños. El 16,1% de la población. Es el país donde ha dejado mayor número de huérfanos, 600.000.

‘Ofrecemos asistencia domiciliaria, cuidados básicos sanitarios y apoyo nutricional a los enfermos de sida para mejorar su calidad de vida’

ESTAMOS aumenta la calidad de vida de los afectados por el VIH. “Con el apoyo de la ONG Prosalus,ofrecemos asistencia domiciliaria, cuidados básicos sanitarios, apoyo nutricional y acciones para prevenir la enfermedad”, explica. Su actuación incluye la mejora de la habitabilidad de las viviendas y del saneamiento. Uno de sus proyectos, la construcción de letrinas que transforman el excremento humano en un potente fertilizante, le valió el Premio Ambiental Goldman, equivalente al Nobel de la Ecología.

“Cuando me llamaron para comunicármelo, creía que se trataba de una broma telefónica”, afirma dos Santos. Sabíamos que nuestro trabajo marca la diferencia en la comunidad, pero no imaginábamos que algo así nos ocurriría. Somos millones de personas en África”.

Los 1.500 dólares del premio se invirtieron en construir nuevas y más modernas letrinas. Una parte se destinó a la publicación de un manual de trabajo para la comunidad. La formación es básica para Feliciano, queinstruye a los curanderos para que no empleen el mismo instrumental con todos los enfermos y a las mujeres para que usen el preservativo femenino.

Casado y con cinco hijos, a sus 44 años por la mañana estudia historia en la Universidad, por la tarde trabaja en la ONG y de noche toca con el grupo. La suya es una historia de superación constante. “Aunque nací pobre, estoy orgulloso de mis orígenes y quiero llevar el nombre mi provincia natal, Niassa, a lo más alto”, declara. Estos días presenta en España los logros conseguidos en ella.

Publicado en www.elmundo.es

MUSICOTERAPIA PARA NIÑOS CON TDA-H

Share

La musicoterapia o curación mediante la música ( terapia= curación,tratamiento, y música= combinación de sonidos y ritmo) , es una terapia alternativa y complementaria para cualquier persona, en especial para niños con TDAH. Pero, ¿así de simple?, no, la terapia mediante la música va mucho más allá, podríamos decir que este poder de la música se utiliza en la consecución de objetivos terapéuticos, manteniendo, mejorando y restaurando el funcionamiento físico, cognitivo, emocional y social de las personas. Podríamos decir que es a la vez un arte, una ciencia y un proceso interpersonal.


Trabajo especial realizado por Joselyn Baeza, Ana Saavedra e Iris Talavera en la Universidad de Concepción, Campus Chillán en el Postítulo DEA, Módulo: TDA – H dictado por la profesora Profesora Susan Zurita D.

Si desea información o participar en nuestro Programa “Musicoterapia” haga Click Aquí

 

Hábitos que pueden mejorar el coeficiente intelectual

Share

einstein

Si bien cada persona nace con un coeficiente intelectual determinado, existen algunas actividades y costumbres que pueden estimular el cerebro e incluso potenciarlo.

De hecho, es muy necesario poner en práctica ciertas costumbres para aprovechar nuestra inteligencia, porque de nada serviría tener un coeficiente intelectual muy alto si no se le estimula y es necesario pulirlo, según RPP.

En ese sentido, una serie de estudios de distintas instituciones encontraron cinco hábitos que pueden potenciar la inteligencia:

Meditar. Según una investigación del Hospital General de Massachusetts, EE.UU., meditar ayuda a bajar los niveles de estrés y a su vez aumenta la capacidad de concentración.

Reír. Varios estudios han demostrado que la risa ayuda a mejorar la memoria reduciendo el estrés. De hecho, un estudio de la Universidad de Nuevo México, EE.UU., afirma que las personas más inteligentes suelen tener más sentido del humor.

Más verdurasUna alimentación saludable de acuerdo a la edad y actividad física es importante para crear energía psicofísica que beneficiará al desarrollo de la inteligencia.

Ser sociable. Un estudio de la Universidad de Oxford, Reino Unido, afirma que tener más amigos aumenta la inteligencia debido a que la interacción ayuda a desarrollar más ciertas zonas del cerebro.

Tomar una siesta. Según una investigación de la Universidad de Berkeley, EE.UU.,  tomar una hora de siesta al día hace más inteligente a las personas porque ayuda a despejar la mente y aumenta la capacidad de aprendizaje.

Artículos publicado en RT

Otilca Salud | “Programa gratuito de atención social”

Share
Bajo el eslogan La música te puede ayudar”, la Escuela de Música Luisa Cáceres de Arismendi, Asociación Civil sin fines de lucro, se planteó una iniciativa denominada Otilca Salud, cuyo propósito es atenuar el padecimiento o dolencia para dar energía, vitalidad, resistencia y ánimo a las personas que padecen una enfermedad. Este programa gratuito ofrece a las personas que enfrentan un delicado estado de salud, la posibilidad de disfrutar las bondades de la música para levantar el ánimo y seguir la batalla por la vida.

Es conocido el proceso de degradación que se opera en el sistema inmunológico de un ser humano cuando padece una enfermedad. Es así como muchas investigaciones han sido dirigidas hacia la búsqueda del alivio y la sanación a través de medios alternativos. Es el caso de uno de los pioneros de la musicoterapia, el inglés David Aldridge, quien determinó que  las células T, encargadas de defendernos de infecciones, aumentan cuando la persona está haciendo o escuchando música. Los estudios arrojaron como resultados que  la audición de música, la ejecución y el canto  mejora la orientación, la relajación y la expresión de sentimientos, estimula los recuerdos, disminuye la tensión y la ansiedad, así como también puede llegar a incrementar en los pacientes, su capacidad vital y mejorar la conducta social. Además, la música es capaz de modificar procesos inhibitorios como el desinterés, desatención, aburrimiento, y temor, los cuales bloquean el aprendizaje.

logo otilca Salud FULL (1)

La música es universal y es innegable su gran influencia en la vida del ser humano. Es una manifestación ancestral presente en todas las sociedades. Es considerada como medio fundamental para la integración en una comunidad. La apreciación musical no requiere de un entrenamiento específico. Las sensaciones y emociones que emergen cuando escuchamos o ejecutamos una pieza animada y llena de energía o el estado melancólico o nostálgico que nos provoca hasta llorar si oímos una canción triste, denotan su efecto en la psique humana. Aunado a los elementos coincidentes en el comportamiento, las reglas musicales son comunes y han surgido de forma independiente y paralela en culturas aisladas. Esto implica que su organización tiene su base en el cerebro y no en la cultura. Escuchar o hacer música tiene múltiples efectos en la estructura y función del cerebro. Se ha demostrado que la práctica musical agranda el cerebro y produce cambios fisiológicos en el flujo sanguíneo cerebral y las funciones cardiovasculares y musculares.

Estas consideraciones, así como el hecho que la constancia en una actividad productiva aumenta las habilidades y potencialidades, justifican ampliamente un proyecto que se concibe como un  intento de crear un ambiente que permita fluir la energía necesaria para que el cerebro se relaje o anule su acción sobre la enfermedad a través de melodías con las que se puede conseguir efectos sorprendentes.

Otilca Salud es un programa gratuito de atención social que ofrece un punto de encuentro para personas que enfrentan un delicado estado de salud, y es  llevado a cabo con el fin de disfrutar de las bondades de la música para levantar el ánimo y seguir la batalla por la vida.

Samuel González Castrillo, director de la referida institución, explicó que además pueden participar en este proyecto personas que atraviesen por difíciles estados de salud. Para llevar a cabo este proyecto de apoyo social, dijo González, cuentan con un equipo multidisciplinario integrado por médicos y especialistas coordinados por la doctora Susan Najarro, además de músicos y docentes calificados para brindar una mejor atención. Las personas interesadas en formar parte de este proyecto pueden comunicarse a través del teléfono 0295 611 25 61 o el correo salud@otilca.org

Sanos  por siempre y ¡musicalmente!

Share

pag-15-2 jpg

Ante todo agradeciendo a Dios Padre por la bendición de amanecer un día mas en este hermoso y poco valorado planeta Tierra. Soy una Terrícola y Docente que de manera responsable procuro incentivar el interés por el estudio y el desempeño de cualquier actividad productiva con vocación y sentido.

Como resultado del consejo asertivo de parte de la Profesora especialista en Teatro: Judith Alvarado, además de ser una amiga ejemplar. Comienzo  asistir a la Escuela de Música OTILCA, pues también los Docentes a pesar de explicar tantas teorías a veces caemos en el error de no practicar lo que predicamos. Judith me hizo referencia acerca de la excelente y novedosa terapia de relajación con Música: entonces tomé la decisión de experimentar e indagar al respecto. Gracias a la receptividad y apoyo de los Profesores y Director de esta prestigiosa Escuela de Música, logré una rápida evolución de mi estado de salud en pocas semanas, específicamente en 8 meses, generando un notable cambio positivo en mi estilo y calidad de vida. Es factible afirmar que gracias a la musicoterapia pude descubrir una habilidad propia que Yo desconocía en mí: puedo cantar y tocar el cuatro simultáneamente y con 52 años de edad. Comprobé por observación Directa, mediante el estudio y la práctica que aprender y relajarse con la música es posible y para ello no existen límites ni condiciones: Soy una Lora vieja en proceso de aprendizaje musical y lo disfruto mucho.

“Deep Blue” era el antiguo color de mis días, pues aproximadamente durante 4 años confronté depresión reactiva a consecuencia del síndrome del desgaste profesional o quemado (Burnout). He comprobado que la teoría se cumple y el afecto consolida a los nuevos aprendizajes, pues agradezco a mi Hijo, a mi esposo, amistades y a los Docentes de OTILCA SALUD la oportunidad de vivenciar los amplios beneficios que aportan los hallazgos de Howard Gadner en su teoría de las inteligencias múltiples, ya que las ondas cerebrales se reactivan con la Música: el Hemisferio Derecho hace mejoras y mayores conexiones revitalizando el sentido y la conciencia de asumir un nuevo proyecto de vida: no es el dinero, ni los bienes. La calidad de vida tiene como base fundamental: encontrarse a Sí mismo, vivir a plenitud, dormir lo suficiente, recrearse musicalmente para prolongar nuestra existencia y vivir sanos por siempre! Lee la Revista Otilca.

Lcda..Marthelena Martínez

Los 7 grandes beneficios de la música para la salud

Share

7 beneficios de la músicaEn más de una ocasión les hemos hablado de los grandes y variados beneficios que tiene la música para nuestra salud, aunque nos hemos enfocado más hacía sus efectos en el cerebro. De hecho, en su día os hablamos concretamente de los efectos de la música clásica a nivel cerebral. Pero hoy seremos un poco más generales, pues la música afecta a muchos más factores y situaciones de nuestra vida, y no tiene porque ser de un estilo en especial. Allá van:

1. Escuchar música reduce la ansiedad

Según un estudio de la Universidad Estatal de Ohioel hecho de escuchar sus piezas de música conocidas o favoritas reducía los niveles de ansiedad de los pacientes de la UCI. Recalco: piezas de música conocidas o favoritas. No tenían que ser un estilo de música concreto, como se suele pensar de la música clásica, sino que debían ser conocidas para los pacientes.

2. Escuchar música disminuye la ingesta de comida y hace que la disfrutemos más

Según un estudio publicado en Psychological Reports, el hecho de que un restaurante disponga de una iluminación tenue y música de fondo (en el caso del estudio fue jazz), provoca que comamos hasta un 18% menos, y que a su vez disfrutemos más dicha comida.

3. Escuchar música puede mejorar el estado de alerta

Por su parte, un estudio a cargo de la Universidad de Northumbria demostró que existen determinados tipos de música que nos mantienen más alerta. En el caso del estudio se hizo escuchar a una serie de voluntarios “Las Cuatro Estaciones” de Vivaldi y posteriormente se les hizo una prueba que requeria una intensa concentración. Resultó que mientras sonaba la parte más estimulante, la “primavera“, los participantes tenían mejores resultados que cuando sonaba una parte más sombría como el “otoño“, en la misma canción.

4. Escuchar nuestra música favorita reduce el riesgo de enfermedad cardiovascular

Con tan solo escuchar durante 30 minutos al día nuestra música favorita, nuestros vasos sanguíneos lo agradecerán. Al menos a esa conclusión llegaron unos investigadores holandeses en el Congreso de la Sociedad Europea de Cardiología en 2013, ya que los pacientes que sufrían enfermedad cardíaca y hacían ejercicio mientras escuchaban música mostraron una mayor mejoría que los que no escuchaban ninguna melodía. Esto se debería a que escuchar música aumenta la producción de óxido nítrico, una sustancia que produce la dilatación de los vasos sanguíneos y por tanto mejora la circulación.

5. Cantar en grupo aumenta la felicidad

Por otra parte, si en lugar de escuchar música lo que hacemos es cantar, hacerlo en grupo es mejor. Al menos así lo afirma un grupo de investigadores británicos, los cuales estudiaron a 375 mientras cantaban en coro, solos o en un equipo deportivo. En todas las actividades destacó un aumento del bienestar emocional, pero la gente que participaba en coros reportó una felicidad mayor que los que cantaban en solitario.

6. Tocar un instrumento protege del envejecimiento cerebral

Como os comentábamos al principio del artículo, el cerebro de un músico envejece mejor. Al menos así lo afirmó un estudio publicado en Frontiers in Human Neuroscience, el cual llegó a la conclusión de que la práctica de un instrumento musical reduce los efectos del deterioro mental asociado al envejecimiento. Según la investigación llevada a cabo, los adultos mayores que habían aprendido a tocar algún instrumento musical en la infancia y que continuaron tocando al menos 10 años, superaban a los no músicos en pruebas de memoria y de capacidad cognitiva.

7. La musicoterapia ayuda a los pacientes que sufren cáncer

Aunque debo admitir que durante la carrera nunca llegué a confiar del todo en la llamada “musicoterapia” (ya que el termino me sonaba mucho a homeopatía y yo soy un gran escéptico), la verdad es que con el paso de las semanas de prácticas descubrí que tiene buena acogida y beneficios. Y por lo visto no soy el único que lo notó, pues resulta que Shawna Grissom, directora del Hospital de Investigación St. Jude Children, también afirma que la musicoterapia logra una mejor habilidad de afrontamiento y una mayor capacidad de recuperación en los pacientes adolescentes con cáncer (aunque en mi hospital la musicoterapia se ofrece a todas las edades).

Según Grissom, la musicoterapia permite a los pacientes proyectar sus sentimientos y darles una sensación de control, un modo de expresarse. Y parece que no va nada mal.

Nota original de Medciencia

La música, una herramienta terapéutica contra trastornos psiquiátricos

Share

La música se aplica cada vez más en centros psiquiátricos para ayudar a los pacientes a entender su condición emocional y a expresar lo que les preocupa.

Ryan Carroll, un terapeuta músico del Centro Psiquiátrico de Santa Isabel en EE.UU., contó al portal PolicyMic que en su clínica a todos les encanta la canción ‘Happy’ del cantante Pharell, y que la utiliza para debatir con sus pacientes sobre la naturaleza de la felicidad.

Según el especialista que trata a esquizofrénicos, criminales con patologías e individuos con trastornos de personalidad y de ansiedad, cantar sobre cómo es sentirse feliz, ayuda mucho a aquellos que no lo recuerdan.

La música ayuda a los pacientes a sentirse más seguros de sí mismos y menos aislados, les ofrece un sentido de control sobre su mente y su vida. 
Varios estudios muestran que la música puede reducir la frecuencia de alucinaciones auditivas en algunos esquizofrénicos

Aunque las preferencias musicales difieren, en este ámbito también existen patrones, y la música que es frecuentemente compatible con la mayoría de los pacientes es la de los clásicos del soul y rhythm and blues como Smokey Robinson, Otis Redding y Sam Cooke. 

“Son conocidos y la familiaridad aumenta la accesibilidad, facilitando ciertos cambios favorables para alcanzar los objetivos del tratamiento“, explicó Carroll. Esto se refiere incluso a las canciones intensamente negativas. 

El doctor Bumanis, director de comunicaciones para la American Music Therapy Association (Asociación Americana de Musicoterapia), relató que las letras violentas de la canción ‘Cop Killer’ de Ice-T resultaron tener cierto valor terapéutico para ayudar a un paciente a expresarse sobre sus impulsos violentos.  

Bumanis notó que los pacientes solían estar más cómodos hablando de sus sentimientos en el contexto de una audición de música. Asimismo, la música facilita conversaciones entre los pacientes. 

Carroll recordó una ocasión en la que una canción facilitó un diálogo entre un paciente de mayor edad y otro más joven, que encontraron algunos puntos de coincidencia entre sus estilos musicales favoritos: Frank Sinatra y la música electrónica, respectivamente.

Además de escuchar música, tocarla tiene un claro efecto terapéutico. 

Un paciente del doctor Bumanis tenía un comportamiento compulsivo al sentarse al piano: tocaba una misma nota reiteradamente. 

Pero a medida que Bumanis le enseñaba nuevas notas, notó la ansiedad de su paciente disminuir.  

Carroll fue testigo de un fenómeno semejante. Tocando con un grupo de pacientes, un guitarrista dejó su instrumento y empezó a bambolearse intensamente.  

Los demás entendieron que se estaba moviendo al ritmo de la música, por lo que desaceleraron el compás de su actuación. El paciente se tranquilizó a medida que el ritmo fue bajando. 

“Es como una orientación en la realidad. En esos momentos la música se convierte en algo más real que una respuesta interna, un delirio o una alucinación”, asegura Carroll.  

Publicado en: http://actualidad.rt.com/sociedad/view/128245-musica-herramienta-trastornos-psiquiatricos

Share
Share
Abrir chat
1
Estamos a su orden en nuestro WhatsApp
Hola 👋🏼.
Estamos a su orden en nuestro WhatsApp.