Musicoterapia: una opción para enfermedades del cerebro

La Musicoterapia es considerada una técnica que ha mostrado grandes resultados en pacientes con alguna afectación neurológica.

Foto: Thinkstock/GettyImages

Está comprobado que la mayor parte de los deterioros o afectaciones neurológicas debidas a la edad, accidentes cerebrovasculares (ACV), traumatismos de cráneo o mal de Alzheimer pueden ser tratados en su recuperación con la musicoterapia.

¿Qué es la Musicoterapia?

Es una técnica terapéutica que utiliza la música como recurso, involucrando sonidos, la melodía, el ritmo y la armonía para asistir las necesidades físicas, psíquicas, sociales y cognitivas de la persona.

La musicoterapia es aplicada en todo el mundo por expertos de la salud, siendo aceptada como una particular herramienta que ayuda a la liberación de estrés, tensiones, así como en la depresión y otras enfermedades. Los expertos afirman que, en los últimos años, el avance en la disciplina ha permitido obtener notables resultados en la recuperación de pacientes con diferentes problemas neurológicos y de lenguaje, así como en las capacidades cognitivas y sensoriales; fortaleciendo a las personas con alguna afectación.

Un estudio reciente de la Universidad de Florida, Estados Unidos, reveló que la música activa distintas zonas del cerebro relacionadas no solo con las emociones, sino también con regiones asociadas al lenguaje y al movimiento, así como diversas áreas corticales, incluida la corteza motora, la corteza parietal, el cerebelo, el lóbulo temporal y la corteza prefrontal.

Sus aplicaciones:

La musicoterapia contempla su práctica en tratar algunos de los siguientes desordenes:

*Afasia: trastorno del lenguaje ocasionado por una lesión cerebral. Este desorden se caracteriza por dificultades en la emisión de los elementos sonoros del habla, déficit de la comprensión y problemas de la denominación.

*Apraxia: es una enfermedad neurológica que se caracteriza por la dificultad para desarrollar acciones voluntarias, aunque no existen motivos orgánicos (separación entre el pensamiento y la acción). También se conoce como dispraxia.

*Anomia: trastorno del lenguaje que imposibilita a una persona a llamar a las cosas por su nombre.

*Deterioro cognitivo leve: trastorno en la esfera cognitiva sin afectación significativa de la funcionalidad del individuo.

*Demencia: deterioro cognitivo y/o conductual adquirido con afectación de la funcionalidad ocupacional y social.

*Dislexia: dificultad en la lectura que imposibilita la comprensión correcta.

*Disartria: alteración del lenguaje por una lesión cerebral, dificultad para el uso de los músculos de la boca, la lengua, la laringe o las cuerdas vocales.

*Enfermedad de Parkinson: afección degenerativa caracterizada por las dificultades en el movimiento con presencia de temblores en reposo, inestabilidad en la marcha, falta de coordinación motora y pérdida del equilibrio.

*Discapacidades intelectuales y motoras: todas estas de gran impacto en las relaciones sociales.

En el caso de las personas que el habla o el movimiento se encuentra afectado, la música sirve como estímulo y como organizador de aspectos motores, por ejemplo para la gente que se le complica el habla, puede expresar cantando lo que quiere comunicar, en el caso de movimiento, cuando hay pérdida de este, la música es la que se encarga de sincronizar los ritmos externos con los internos de la persona y así permitirle anticipar y coordinar los movimientos.

Esta técnica se puede desarrollar en sesiones grupales, personales ó familiares y llevarla a la par con algún otro tipo de tratamiento antes descrito y convertirlo en una estrategia clínica integral. Es un beneficio que representa un constante contacto y relación con la sensibilidad musical que el individuo ya tiene como parte de su naturaleza innata.

La música permite que el hemisferio derecho e izquierdo se activen de forma global en relación a la música, creando y desarrollando un potencial para la recuperación neurológica; proviendo un equilibrio emocional y físico como complemento.

Los tratamientos con Musicoterapia son sustanciales y efectivos para la rehabilitación integral del paciente, actualmente brindando una nueva posibilidad donde se puede encontrar una alternativa diferente que genere un cambio motivado en efecto, por cuestiones sonoras que darán a su vida una nueva armonía.

Publicado en http://www2.esmas.com

Si desea información o participar en nuestro Programa “Musicoterapia” haga Click Aquí

Deja un comentario